Tuesday, March 31, 2009

Diálogo con el Ogro Estético (XII): El huevo espacial de Fontana


G.M: Ogro he visto pasar por mi galería a una inmensa imagen, una de esas telas ovaladas de Lucio Fontana.

Ogro: Tienes en mente a la serie de los de Conceptos Spaziales Lucio Fontana. Alguno en particular?

G.M: Si, puedo visualizar como el huevo dorado sobre la negrura de la noche se imponía sobre el segundo estante de mis libros. Los lienzos de Fontana, como los de Rothko, Newman, Pollock, o Gottlieb son característicos por sus proporciones, casi todos megalomanos, e imponentes ante la presencia del espectador, como si quisieran atrapar en los invisibles lazos de color a los ojos del que se detienen a mirar. La serie de "La Fine de Dio" fueron las primeras creaciones en las cuales Lucio Fontana cristaliza el concepto de una pintura abstracta-espacial. Auque es cierto que mucho antes Fontana había perforado lienzos, como se le ve en algunas fotografías con su cuchillo en mano mutilando verticalmente el lienzo; con las obras en forma de huevo de oro es justamente donde el concepto espacial y el color se unen para lograr un balance entre la obra en dos dimensiones y la ilusión de una escultura de oro perforada. Lo que mas llama la atención a primera vista de esta obra de Fontana es la textura de la tela, casi como un desierto o quizás, como la superficie de alguna galaxia lejana que no hemos visto nunca pero que vemos por primera vez. Lo agujeros negros, irregulares y cortados un poco al azar por el artista, también nos remontan a la idea de un espacio detrás de la tela – un plus ultra hacia el vacío como quería Yves Klein. Fontana al picar, perforar, agrietar el lienzo termina creando dos obras en una – la visible, la mascara dorada que cubre la ulterior, y la segunda, la cual no vemos nunca pero que sabemos que existe mas allá de la instalación visual.

Ogro: Lo que más le fascinaba a Lucio Fontana, a diferencia de Rothko o Ad Reindhart, quienes reducían los niveles cromáticos a sus más mínimas posibilidades, era el espacio, y de hecho en casi todas sus pinturas podemos hallar el titulo de "concepto espacial". La idea resulta interesante, ya que desde el Renacimiento, o quizás desde los ilustradores del Medioevo, la búsqueda mas importante en la historia del arte que se le ha presentado al artista ha sido esa del espacio, no crees tu?

G.M: Desde los frescos de Mantenga o Bondone, las semi-cinemáticas telas de Tintoretto o de los juegos de la perspectiva de Rafael, la plástica de Lucio Fontana se puede enmarcar a la par de esos geniales maestros que buscaron romper contra la falsa representación mimetica del uso espacial en la pintura. Para Fontana, el problema del espacio era reducible a una problemática de exteriores, en cuanto a la forma que exige el medio pictórico; así que indagó ingeniosamente otra dimensión, otro paradigma por así decirlo, de exploración el espacio en su esencia mas radical. Cortar sobre el espacio mismo: la rendija donde Fontana corta es el espacio creado, y esta es de alguna manera su mayor invención y aporte al desarrolló de la concepción del espacio en nuestros tiempos. Es por esto que no se trata de una simple destrucción del lienzo con cuchillos, como algunos desenfrenados críticos señalaron en las primeras exposiciones de Lucio, ni de dejar la traza o la presencia de las manos en la creación (ya que esto es algo que todo artista hace), sino crear mientras se van desmotando los nuevos espacios creados . La grieta que se abre en el lienzo de Fontana es un recurso de creación multiple: una estética que busca espacios interiores, casi imposibles, desde un espacio de límites. En este sentido creo que el concepto de Fontana es similar al de Mallarme en la literatura (no es por coincidencia que el Manifiesto estético de Fontana fue titulado "El Manifiesto Blanco"), quien originó la idea espacial - o ideogramatica, al decir de Haroldo de Campos, de una tipografía poética de signos en la pagina en blanco. Y es que la idea del espacio como componente central en la creación tiene una larga tradición que comenzaría con los apuntes de G. Bruno sobre la infinitud de la cosmología, hasta los modelos del vacío que petrificó al propio Pascal con el surgimiento de la astronomía moderna y los descubrimientos de Galileo y Copérnico. Recordemos que Klein, otro pintor del espacio, fundó su arte con las palabras del astronauta soviético quien dijo desde la altura: "la tierra desde aquí es azul". Si para Klein todo es azul, para Fontana la declaración seria: el mundo desde todas partes es solo una prolongación en el espacio.


Ogro: Queda solo una pregunta: por qué la forma de huevo? Trataba Lucio de darnos una teoría geológica, o quizás la forma ovalada sea una curva, otra manera de inventar el espacio?

G.M: El huevo dorado casi suena cursi, aunque en la historia del arte del Occidente existe una larga tradición de huevos dorados como objetos o reliquias de arte. Por ejemplo, los artistas judíos que vivieron en Latvia a finales del siglo diecinueve como parte del imperio Ruso, se les encargaba cada año la manufacturación de uno de estos huevos para el Czar Alejandro, quien cada primavera tenia la delicadeza de obsequiar uno de estos objetos a su hermana como regalo imperial. Así que mi primera hipótesis es historiográfica. En Italia, mucho antes desde el periodo barroco también podemos ver adornos en formas de huevos, decorados en las intrincadas formas del barroquismo bañado en oro, y confeccionados para el uso domestico de familias nobles y adineradas. Fontana, como buen estudioso de esta larga tradición, hace que su obra continue el hilo de los huevos dorados tanto occidentales como judaicos. La estética de Fontana, sin embargo, pretende rajar ese huevo, reducirlo a las relaciones de espacio y tiempo y del ser en su desplazamiento sobre la inmensidad de los espacios. Perforar el huevo y rastrear las cordilleras espaciales ha sido hasta el momento uno de los intentos más radicales de confrontar el Modernismo y de buscar posibles espacios. Una ciencia de espacios inagotables fue el arte de Fontana.

No comments: